Saltar al contenido

C├│mo el alcohol afecta la calidad y la cantidad del sue├▒o

Cualquiera que beba alcohol de vez en cuando sabe que la cerveza, el vino o los licores a veces pueden dejarle somnoliento. De hecho, hasta el 20 por ciento de los estadounidenses usan el alcohol para ayudarse a dormir.Pero mientras que el alcohol, un depresor, puede ayudarte a dormir m├ís r├ípido, tambi├ęn contribuye a la mala calidad del sue├▒o m├ís tarde. Esto es lo que pasa -detr├ís de tus ojos cerrados- cuando te vas a dormir despu├ęs de beber.

Hay una batalla de ritmos de sue├▒o.

Beber alcohol antes de dormir est├í relacionado con patrones de sue├▒o de ondas lentas llamados actividad delta. Ese es el tipo de sue├▒o profundo que permite la formaci├│n de la memoria y el aprendizaje. Al mismo tiempo, otro tipo de patr├│n cerebral, la actividad alfa, tambi├ęn est├í activada. La actividad alfa no suele ocurrir durante el sue├▒o, sino cuando se descansa en silencio. Juntas, la actividad alfa y delta del cerebro despu├ęs de beber puede inhibir el sue├▒o reparador.

Puede interrumpir tu ritmo circadiano.

Si bien es posible que te quedes dormido r├ípidamente despu├ęs de beber, tambi├ęn es com├║n que te despiertes en medio de la noche. Una explicaci├│n es que el alcohol puede afectar a la producci├│n normal de sustancias qu├şmicas en el cuerpo que desencadenan la somnolencia cuando se ha estado despierto durante mucho tiempo, y que desaparece una vez que se ha dormido lo suficiente. Despu├ęs de beber, la producci├│n de adenosina (un qu├şmico que induce el sue├▒o en el cerebro) aumenta, permitiendo un r├ípido comienzo del sue├▒o. Pero se calma tan r├ípido como lleg├│, haciendo que sea m├ís probable que te despiertes antes de estar realmente descansado.

Bloquea el sue├▒o REM.

Otra raz├│n por la que la gente tiene un sue├▒o de menor calidad despu├ęs del alcohol es que bloquea el sue├▒o REM, que a menudo se considera el tipo de sue├▒o m├ís reparador. Con menos sue├▒o REM, es probable que te despiertes aturdido y desenfocado.

Puede agravar los problemas respiratorios.

El alcohol hace que todo el cuerpo se relaje, incluyendo los músculos de la garganta. Y eso te hace más propenso a los ronquidos y a la apnea del sueño.

Lleva a viajes adicionales al ba├▒o.

T├şpicamente, tu cuerpo sabe que la noche es tiempo para dormir, no tiempo para ir al ba├▒o. Eso significa que tu cuerpo ha aprendido a poner tu vejiga en hibernaci├│n por la noche. Pero el alcohol, un diur├ętico, puede hacer que necesites ir m├ís, interrumpiendo tu patr├│n normal de sue├▒o.